Postigo

La soledad de René

José García Sánchez

La soledad de René

Periodismo

Junio 05, 2018 00:49 hrs.
Periodismo Nacional › México Ciudad de México
José García Sánchez › diarioalmomento.com




El presidente nacional del PRI, René Juárez Cisneros, reconoció que van en tercer lugar en las encuestas por la Presidencia de la República, después de que había dicho en Celaya y Tijuana, que estaba en segundo y muy cerca del primero.

Esta aseveración lo mandó al rincón del olvido de sus propios correligionarios, y del propio candidatopresidencial, José Antonio Meade, quien nunca dijo estar en segundo lugar a pesar de que el ex gobernador de Guerrero se desgañitaba asegurándolo.

Ni los priistas lo confirmaron, ni el equipo de Meade, que pareciera que el único objetivo que tienen es ir a descansar. Nunca habían trabajado. Si no que le pregunten a Nuño si no quiere dejar todo y tomar vacaciones. Y el mismo desgano privaría si fueran en primer lugar o en el último.

Nadie en favor de Meade, con dos dedos de frente, confirmó el hecho de que Meade iría en segundo lugar.

Para que esto suceda debe existir un hecho espectacular en la historia de las elecciones y de México. No es imposible pero no va a avanzar Meade en las encuestas sólo porque René Juárez Cisneros lo dice.

Ahora ya se dio un plazo el guerrerense y afirmó que para el tercero y último debate Meade estará en segundo lugar.

Así también prometió una revelación informativa bomba para el segundo y en lugar de lucirse se opacó más la figura de su candidato.

Esta vez, después de una gira desangelada por 18 estados, Juárez Cisneros fue más cauto, señaló que sus mediciones internas colocan a Meade ’levemente’ por encima de Ricardo Anaya.

De nuevo el silencio imperó en las filas del priísmo y más aún en el equipo de campaña de Meade, quienes dejan predicar en el desierto a un hombre que pareciera sólo haber llegado para consumar un fraude pero no para fortalecer una campaña.

La estrategia de lanzar comentarios audaces para convertirlos en verdades está fallando en la cúpula priísta.

Porque asegura que trabajará fuerte para que alcance Meade al segundo lugar en estos días, pero al mismo tiempo dice que ya llegó y que le aventaja un poquito a Anaya.

Pero para no parecer un alucinado comentó que en la sociedad hay enojo, ’inconformidad, una especia de odio’ contra el PRI por casos de corrupción de gobernadores, entre otros factores, empero, dijo, el partido ’también es amado’.

Tampoco tuvo eco.

Hay competidores que ya no quieren participar y todavía falta un mes para los comicios. Les han arrebatado su mundo de confort en nombre de un triunfo electoral que no les interesa, porque la gente que rodea a Meade ni pierde ni gana. Ni más ricos ni más pobres, gane quien gane. A ellos ya les hizo justicia la revolución y tienen asegurado su futuro gracias a los cargos y los encargos del poder. A estas alturas las palabras de Juárez Cisneros no les agradan, les molestan.

Ver más


Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.